SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.18 número26FORMATO DE PRESENTACIÓN DE TRABAJOS PARA LA REVISTA PUNTO CEROContornos y trayectorias de internet en un país hiperconectado. El rol del Estado en la difusión tecnológica en Corea del Sur índice de autoresíndice de assuntospesquisa de artigos
Home Pagelista alfabética de periódicos  

Serviços Personalizados

Artigo

Indicadores

Links relacionados

  • Não possue artigos similaresSimilares em SciELO

Compartilhar


Punto Cero

versão On-line ISSN 1815-0276

Punto Cero v.18 n.26 Cochabamba jan. 2013

 

HOMENAJE A JUAN DÍAZ BORDENAVE

El agricultor que llevó a pensar una comunicación posible

The farmer who led to believe in a viable communication

 

Pablo Bustamante

Boliviano, Licenciado en Comunicación Social, Miembro del Comité Editorial de Punto Cero.

bs.pablom@gmail.com

BUSTAMANTE, Pablo (2013). "Juan Díaz Bordenave. El agricultor que llevó a pensar una comunicación posible". Punto Cero, Año 18 — N° 26 — mayo 2013. pp. 9-10. Universidad Católica Boliviana "San Pablo". Cochabamba.

 

 


Juan Díaz Bordenave, maestro de varias generaciones   latinoamericanas  de comunicadores, falleció en Río de Janeiro en noviembre de 2012.

Los bolivianos lo conocimos personalmente (lo tuvimos como catedrático en la universidad que regenta esta publicación) y seguimos continuamente sus escritos, que se transformaron en referencias indiscutibles de la Comunicación para el Desarrollo en la región.

Humilde y carismático, Díaz Bordenave fue la imagen de aquellos que llegaron a la comunicación por un camino diferente al meramente académico, él llegó por sus vivencias y sus experiencias. El tiempo haría que esa vida, dedicada a la agronomía como primera opción, se tradujera en una ampulosa bibliografía que, junto con la de varios de sus compañeros como Luis Ramiro Beltrán o Mario Kaplún, comenzaría a esbozar un pensamiento latinoamericano de la comunicación.

En dirección contraria a lo que había visto en su formación, se animó a criticar la visión de desarrollo que había impregnado la práctica comunicativa. Usó sus vivencias para repensar aquello que las aulas le habían dicho que era lo "adecuado" y "correcto". Con el tiempo iría definiendo hilos para conducir la visión comunicacional del desarrollo posible.

Renuente a ser considerado un investigador formal y académico, prefirió ser identificado como un articulador entre el pensamiento de la teoría de autores que respetaba y la práctica profesional con poblaciones a las que apreciaba. Siempre sonriente y abierto a la discusión, no se limitó a reunir experiencias, sino que fue el agente principal de compartirlas, explicarlas y valorarlas en diversos espacios a lo largo del mundo.

La relación con la Universidad Católica Boliviana "San Pablo" fue muy fuerte. Docente en la Maestría en Procesos de Comunicación e Información y miembro del Consejo Editorial de esta revista, compartió sus vivencias con varios miembros de nuestra comunidad cambiando, en muchos casos, la mirada que se tenía del quehacer profesional. Los cursos, charlas y seminarios realizados en nuestras aulas siempre terminaron con grupos de estudiantes hechizados por la sencillez, humildad y pasión de aquel a quien habían conocido en escritos.

La figura que formó Díaz Bordenave no fue la de aquel maestro alejado y experto, sino la del hombre común, cercano y amigo, que por circunstancias de la vida, y sin realmente esperarlo, termina transformándose en un referente para varias generaciones de estudiantes de comunicación. Así de la misma e inesperada forma se despidió de este mundo, sin señales ni avisos previos, dejando atrás toda una carrera dedicada a hacer posible aquello que la teoría planteaba, construir un pensamiento desde Latinoamérica que inspirará a seguir creciendo con los aportes y las aproximaciones para otra comunicación posible desde el sur.

Juan Díaz Bordenave dictando clase en la Maestría en Procesos de Información y Comunicación. Universidad Católica Boliviana “San Pablo” – Regional Cochabamba, año 2006. Foto: Marcelo Guardia Crespo.

 

Creative Commons License Todo el contenido de esta revista, excepto dónde está identificado, está bajo una Licencia Creative Commons