SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.52 número2Contaminación de la Bahía de Cohana, Lago Titicaca (Bolivia): Desafíos y oportunidades para promover su recuperación índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Articulo

Indicadores

Links relacionados

Compartir


Ecología en Bolivia

versión On-line ISSN 2075-5023

Ecología en Bolivia vol.52 no.2 La Paz set. 2017

 

Obituario

 

Eliana Flores Bedregal (1954 - 2017): Ornitóloga y conservacionista boliviana

 

 

José M. Capriles1 & Alejandra I. Domic1,2

1Department of Anthropology, The Pennsylvania State University, University Park, USA.
2
Herbario Nacional de Bolivia, Universidad Mayor de San Andrés, La Paz, Bolivia.

 

 


Eliana Flores Bedregal fue una bióloga boliviana que realizó contribuciones al conocimiento, conservación y manejo de la biodiversidad en nuestro país. Nació el 5 de febrero de 1954 en La Paz y después de una corta, pero valiente batalla contra el cáncer, falleció el amanecer del 2 de julio del 2017 en la misma ciudad. Como parte de la primera generación de biólogos bolivianos, Eliana participó activamente en la creación del marco institucional para el desarrollo de la investigación científica y la gestión del medio ambiente en Bolivia y mantuvo un alto y consecuente compromiso con la conservación y uso sostenible de los recursos naturales. Estudió biología en la Universidad Complutense de Madrid y luego en la Universidad Mayor de San Andrés. Se especializó en ornitología y su tesis de licenciatura se enfocó en caracterizar la diversidad, comportamiento y dieta de la avifauna nativa de los valles secos de La Paz. Posteriormente, realizó una maestría en ciencias, como becaria del programa Laspau, en el Departamento de Zoología de la Universidad de Florida, EE.UU.. Como parte de sus estudios de postgrado, investigó el comportamiento de nidificación de la paraba frente roja (Ara rubrogenys), una especie endémica y en peligro de los valles secos bolivianos. Más recientemente, concluyó un diplomado en Tanatología en la Universidad Salesiana Boliviana.

Participó en numerosas expediciones de inventario y colección de especímenes científicos y muchos de los ejemplares que colectó forman parte del acervo ornitológico de la Colección Boliviana de Fauna. Ocupó varios cargos administrativos, como la dirección del Museo Nacional de Historia Natural (1987-1989) y la jefatura de Vida Silvestre de la Dirección Nacional de Conservación Diversidad Biológica (1995-1997). También dictó clases en las facultades de agronomía y ciencias sociales de la Universidad Mayor de San Andrés y se desempeñó como consultora especializada en temas de biodiversidad, manejo de recursos naturales y desarrollo rural. Representó a Bolivia en varias reuniones, organizaciones y comités internacionales incluyendo CITES y UICN.

Entre sus contribuciones, destacan sus inventarios ornitológicos, que realizó en la mayor parte de los ecosistemas de los nueve departamentos del país. Como resultado de sus viajes por el territorio nacional y en colaboración con su esposo, Carlos Capriles Farfán, publicó Aves de la Amazonia Boliviana (2007) y Aves de los Andes Bolivianos (2010), que incluyen información detallada sobre la distribución, comportamiento y amenazas de más de 700 especies de aves. Con el fin de divulgar y promover la protección de las aves y la naturaleza, escribió los cuentos infantiles Cuaderno de dibujo del Club de la Paraba Frente Roja en Toro Toro (2009), La Palomita del Palmar de Chuquisaca (2011) y el Negrito Hormiguerito de Pando (2013). Asimismo, publicó en revistas científicas y libros de diseminación general varios artículos sobre ornitología, vida silvestre, ecología humana y economía ambiental.

Eliana tenía un profundo amor por la naturaleza, inagotable curiosidad científica y determinación. Sus hijos (Carmen, José y Gabriel†), familiares, amigos, colegas y alumnos, la recuerdan como una mujer creativa, valiente y consecuente. Como muestra de ello, hasta sus últimos días, Eliana no cesó de denunciar los irreversibles efectos negativos que causarán los megaproyectos de la planta geotérmica Sol de Mañana en la Laguna Colorada, la represa El Bala en el Río Beni y la carretera Villa Tunari - San Ignacio de Moxos en el TIPNIS.

 

Creative Commons License Todo el contenido de esta revista, excepto dónde está identificado, está bajo una Licencia Creative Commons